Transcurrido casi un año desde el anuncio de su cierre, la factoría de La Toja ha finalizado su producción. En el día de ayer, los trabajadores llevaron a cabo distintos trámites burocráticos para cobrar las indemnizaciones y, nuevamente, demandaron una solución urgente.

En la actualidad, siguen pendientes de recolocación 83 empleados y, según expresó ayer Julio Sacristán, el Ayuntamiento ha fijado en dos años su recolocación. En este sentido, el primer edil aludió a una posible recolocación en las empresas del Centro Logístico de Ledoño y señaló que prosiguen las negociaciones con los dos grupos interesados en las instalaciones.

visto en elidealgallego 

Anuncios